domingo, 10 de febrero de 2008

Prefacio de Martin Gardner a la edición anotada del centenario de "El mago de Oz" F. Baum

Prefacio
Casi todas las grandes naciones cuentan con una obra inmortal de fantasía juvenil. Inglaterra tiene los libros de Alicia, de Lewis Carroll, Alemania los cuentos maravillosos de Grimm, Francia los de Perrault, Dinamarca sus Andersen y el clásico italiano es Pinocho. En Estados Unidos, la fantasía clásica por antonomasia es El mago de Oz de L. Frank Baum.

Cuando se publicó El mago de Oz por primera vez, hace exactamente cien años, tuvo un gran éxito entre el público infantil, aunque hubo de pasar más de medio siglo para que los críticos educadores y bibliotecarios reconocieran por fin sus méritos. Quizás haya quien piense que la novela debe su fama a Judy Garland, cuando en realidad fue al contrario: la imaginación de Baum fue la artífice de la consagración de Judy. Actualmente, existe una próspera sociedad de Oz, el International Wizard of Oz Club, que celebra lúdicas convenciones anuales, edita la bonita publicación The Baum Bugle y cuenta con un gran número de miembros jóvenes tan entusiastas de Oz como siempre lo han sido los niños.

En el año 1970, el editor Clrakson N. Potter decidió dar continuidad a mi edición anotada de Alicia con la de El mago de Oz. Me preguntó si me interesaba prepararla e inmediatamente le dije que no, porque no creía contar con los conocimientos suficientes sobre Baum y Oz. Al verano siguiente, llegó una propuesta espontánea para una edición anotada de El mago de Oz de parte de una persona llamada Michael Patrick Hearn que en aquel momento estudiaba la especialidad de inglés en el Bard College. Potter sometió la propuesta a mi opinión y le aconsejé que fichará al autor. Cuando éste hubo entregado el manuscrito personalmente, ¡Potter me llamó por teléfono y me preguntó si sabía que Michael tenía sólo veinte años!

Hearn ha dedicado muchos años de trabajo a una biografía de Baum de gran envergadura. Al mismo tiempo ha anotado Cuento de Navidad de Dickens y Huckleberry Finn de Twain, ha editado una serie de ensayos eruditos sobre Baum y otra sobre cuentos maravillosos victorianos, ha colaborado en una biografía de William Wallace Denslow, el ilustrador original de El mago de Oz, y ha escrito The porcelain cat, una deliciosa fantasía original.

Las notas que Hearn incluye en este hermosos ejemplar son una gran contribución para comprender mejor las abundantes sutilezas y la profundidad psicológica del cuento. Estimulados por El mago de Oz. Edición anotada, proseguimos el viaje con nuestros amigos por el sendero de adoquines amarillos, recorriendo un mundo fantástico de maravillas y sorpresas sin fin.
MARTIN GARDNER




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...